La dieta de dos fases

 dieta de dos fases

Como llevar la dieta de dos fases

Esta dieta es ligeramente desequilibrada en la primera fase pero después queda estabilizada en la segunda fase. También disocia la ingesta de los alimentos controlando las calorías. Tiene una duración mínima de un mes y se pueden perder de 1 a 2 kilos por semana. No deben realizar esta dieta los niños menores de 5 años y los adultos mayores de 45 años.

En la primer fase se prohíben las grasas y los hidratos de carbono, recién en la segunda fase se van incorporando de a poco excepto el azúcar. El resto de los alimentos que están permitidos se pueden consumir en la cantidad deseada.

Primera Fase

  • Frutas 1 hora antes de las comidas y sin mezclar las ácidas con las dulces.
  • Huevos 2 o 3 veces a la semana.
  • Pescados y mariscos (excepto ostras y vieiras).
  • Aceite de oliva.
  • Carnes blancas: pollo, conejo, fiambres sin grasa…
  • Cereales: arroz, harina, pan integral y legumbres (consumirlas solas y únicamente 1 vez a la semana)
  • Verduras: acelga, alcachofa, ajo, berenjenas, berro, brócoli, brotes de soja, calabacín, calabaza, cebolla, repollo, repollito de Bruselas, coliflor, champignón, espárragos, escarola, espinacas, hinojo, judías verdes, lechuga, pimiento, pepino, puerro, rábano, repollo, setas, tomate y yuca.

Están prohibidas las carnes grasas, las pastas, las chirimoyas, aguacate, las bananas, los higos, el azúcar y todas las verduras que no están mencionadas en la lista.

Segunda Fase

  • Se incorporan gradualmente los alimentos prohibidos de la primera fase (menos el azúcar).
  • De vez en cuando se puede beber 1 copa de vino.

Las ventajas de esta dieta es que tiene un buen aporte de fibra y que el peso perdido no se recupera.

Se debe consumir mucha agua para eliminar las toxinas que producen el exceso de proteínas y el ejercicio. Con esta dieta se pretende que la persona pueda ser delgada por el resto de su vida.