Los microminerales (parte II)

Los microminerales (parte II)

Continuando con la primer parte de este articulo sobre los microminerales, proseguiremos detallando cada uno de ellos. En esta nueva entrega se detallarán el flúor, el hierro y el manganeso.

Flúor

El flúor es un micromineral que fortalece el sistema óseo del cuerpo humano, al igual que los dientes a través del esmalte dental que evita la presencia de caries. Las personas ancianas que sufren de sordera progresiva debido al crecimiento de los huesos del oído interno se pueden ver favorecidas incrementando la ingesta de este micromineral.

Los niveles altos de flúor en el agua disminuyen el riesgo de padecer osteoporosis. En cambio los niveles elevados de flúor (fluorosis) provocan algunos inconvenientes en el organismo, por ejemplo desniveles y manchas blancas en el esmalte dental.

El flúor se halla integrado como nutriente en el agua, en las cremas dentales fluoradas y en el té.

Hierro

Este micromineral forma parte de la hemoglobina y la mioglobina del organismo. Las dosis altas de hierro son dañinas para el cuerpo ya que pueden producir afecciones cardíacas, envejecimiento prematuro, artritis reumatoide e incluso hasta provocar la muerte.

Los alimentos que son ricos en hierro, son las carnes rojas, las sardinas, los huevos, los albaricoques, los cereales, las legumbres, etc. Las sustancias que benefician la absorción de hierro son la vitamina C y la fructosa presente en las frutas.

Los síntomas que se presentan cuando se produce escasez de hierro en el organismo son:

  • cansancio y fatiga.
  • dolor de cabeza.
  • decoloración de la piel.
  • falta de apetito.
  • caída de cabello.
  • mala respiración.
  • sensación de ahogo.
  • falta de concentración.

Manganeso

Este micromineral participa en la producción de de las hormonas sexuales, incrementa la eficiencia de las proteínas ingeridas en las comidas, colabora a preservar el sistema nervioso y una buena actividad encefálica; actúa en la constitución ósea, articular y del colágeno; disminuye los ataques de epilepsia, colabora en la cicatrización de heridas y refuerza el sistema inmunológico. El exceso de manganeso es eliminado por el organismo.

Los alimentos que contienen gran cantidad de este mineral son los frutos secos y las legumbres.

Los síntomas que pueden producirse debido a la carencia de este micromineral son:

  • mareos.
  • falta de estabilización.
  • tirón muscular.
  • falta de memoria.
  • dolores articulares.
  • erupciones en la piel.

Foto: Gracias a VirtualErn